Auto clásico color verde

Aquí te dejamos algunos puntos por los que no deberías escatimar a la hora de revisar cuál es tu mejor seguro de automóvil.

La gente suele comprar un seguro de automóvil para ahorrar dinero, pero aquí hay coberturas en las que no debes gastar un peso, dicen los expertos.

La búsqueda de gangas es un pasatiempo y la búsqueda del seguro de automóvil menos costoso suele ocupar un lugar destacado en las listas de ahorros de muchas personas.

Es por eso que las personas buscan cotizaciones competitivas de seguros de automóviles, a veces incluso optan por sacrificar los servicios de las mejores aseguradoras de autos, sus coberturas y descuentos para ahorrar dinero.

A veces vale la pena pagar más para obtener más porque reducir la cobertura puede ponerte a ti, a tu hogar y tus finanzas en riesgo.

El seguro es una decisión financiera que implica sopesar el costo de pagar esas primas con los niveles de cobertura que tienes si sucede algo malo.

Reducir la cobertura del seguro de automóvil te pone en riesgo de demandas, pagos médicos enormes y costos de reparación abrumadores.

Entonces, ya sea que estés comparando los servicios de las mejores aseguradoras de autos o simplemente sea el momento de renovar y estés investigando, los expertos recomiendan revisar los niveles de cobertura de tu póliza y compararlos con los activos financieros que deseas proteger.

Aquí hay una área en las que ir barato puede dejarte vulnerable.

Carro color rojo sobre una mesa con monedas.

1) Cobertura de responsabilidad

Este es el grande. La cobertura de responsabilidad es tu protección cuando tienes la culpa de un accidente que ha dejado a alguien gravemente herido o causado grandes daños (o ambos).

La mayoría de los estados tienen requisitos mínimos de responsabilidad, pero muchas veces esos mínimos no son suficientes para cubrir sus activos.

Hay dos formas de protección: Lesiones corporales (BI) y Daños a la propiedad (PD).

El seguro de BI cubre los costos médicos y la pérdida de salarios de los conductores y pasajeros lesionados.

El componente de daños a la propiedad paga la reparación y el reemplazo de otros vehículos dañados y propiedad estructural, como cercas, bombas de gasolina u otros seres no vivos.

Sorprendentemente, es posible que aumentar tu cobertura de responsabilidad no cueste mucho más.

De hecho, las aseguradoras de autos estiman que duplicar tu cobertura, en muchos casos, te costará alrededor de $ 100 más en una póliza típica de un año.

En definitiva, es importante no escatimar a la hora de revisar los servicios de las mejores aseguradoras porque de esta manera puedes manejar tranquilo.

Por Diana Shelton

Redactora y especialista en temas de seguros, pólizas de autos y otros productos financieros. Actualmente trabaja en uno de los medios digitales más prestigiosos de México. Sigue mis mejores artículos en mi perfil especializado de Linkedin donde hablo sobre autos y más.